Raúl Aznar: “Soy Asesor Financiero. Lo digo así: Erguido y con la frente levantada”

Raúl Aznar,  socio director de la EAFI Aznar Patrimonio y vicepresidente de Big Ban Angels, lo expresa orgulloso en Valencia Plaza: “Soy Asesor Financiero. Así. Erguido. Con la frente levantada. En mayúsculas las primeras letras. El interlocutor, tuerce el gesto. Y es que mi profesión, entre la población, se confunde con lo que antes era conocido como empleado de banca. Sin tanto glamour y mucho que reprochar. Ya nos podíamos haber inventado otro nombre. ¿Y si añadimos independiente como hacen los ingleses? Se diluye, se pierde entre otros conceptos como personal, a medida, patrimonial”.

Preguntado por qué hace un asesor financiero que no haga un empleado de banca responde que “te recomienda los mejores productos financieros en los que invertir tus ahorros. ¡Ya! A otro perro con ese hueso. Bueno, ¿y si añado que lo hace sin ningún tipo de interés más que el beneficio del cliente? De nuevo, otra sonrisita. Difícil de argumentar. Sólo me queda que darle una tarjeta e invitarle a probar el servicio de un asesor financiero. Porque lo que tengo claro es, sin duda, que el tiempo curará las heridas y devolverá la confianza a los que trabajamos con la materia prima más cara de todas, es decir, el dinero. En especial, a los profesionales de la banca que comercializaron sin saberlo productos tóxicos o con información incompleta. Porque, si algo hemos aprendido estos años es que: Sin la información adecuada al cliente no se puede dar un asesoramiento de calidad. Sin dar la cara, o cambiándola constantemente, el cliente pierde toda confianza en quien le asesora. Da igual grande o pequeño, la ‘quiebra’, el ‘impago’, hace siempre el mismo daño. Borra de un plumazo los ahorros de familias enteras. Los títulos y renombres no son sinónimo de honestidad y profesionalidad”.

Share This